Las matemáticas ¿se inventan o se descubren?

-Alejandro Pintos Alcarazo-

Desde los tiempos de los pitagóricos, se ha intentado encontrar respuesta a esta pregunta, y es que hoy en día los expertos no son capaces de ponerse de acuerdo distinguiéndose dos corrientes. El platonismo matemático defiende que todo lo que podemos pensar o percibir atiende a las leyes matemáticas que se reflejan en la realidad; para entendernos nosotros podemos percibir 4 balones, 4 ventanas o 4 mesas porque el número 4 existe por sí mismo. Y el invencionismo matemático, que defiende que las matemáticas son simples reglas lógicas inventadas por las personas.

Tras recopilar información sobre el tema, parece sorprendente lo increíblemente bien que las matemáticas explican nuestro entorno físico, somos capaces de hacer predicciones sobre el tiempo o el espacio de forma prácticamente perfecta, uno de los hechos más representativos es la llegada del hombre  a la luna. No obstante en campos como la biología, la estadística, la meteorología o la economía no existe esa compenetración, y por eso no podemos predecir el tiempo para más de una semana con suficiente fiabilidad o el comportamiento de un mercado bursátil, el mejor ejemplo de esto es la crisis económica que estamos viviendo hoy en día.

En favor de los invencionistas cabe destacar las numerosas veces que se pueden observar elementos matemáticos en la naturaleza; por ejemplo. números de Fibonacci en los pétalos de las margaritas y es que estas solo tienen 5,8,13 …; El numero pi se puede observar en los ríos ya que el cociente de la longitud de los ríos y la distancia entre su nacimineto y desembocadura tiene a este mágico número como resultado o el número áureo en las conchas de algunos animales o en la relación entre la altura y la distancia del ombligo a los pies en los seres humanos.

Mi respuesta a esa cuestión es que las matemáticas se inventan ya que a pesar de que habilidades como contar son inherentes las personas y a algunos animales, todos los avances en esta materia ( o casi todos) son consecuencia de un trabajo exhaustivo motivado por alguna necesidad o ambición, características innatas a los seres humanos. Asimismo considero que no se puede construir una teoría, platonismo matemático, sustentada en todas esas “coincidencias” que no somos capaces de explicar, ya que no las comprendemos por lo que no pueden ser considerados argumentos válidos en ningún caso.

Deja un comentario