La fotografía de Lewis Baltz, llega a la Fundación Mapfre

-Carmen Martín-

La Fundación Mapfre de Madrid acogerá hasta junio de este año la exposición del fotógrafo norteamericano Lewis Baltz, uno de los nombres clave de la fotografía de la segunda mitad del siglo pasado.

Baltz (1945-2014) forma parte de la esfera del denominado arte conceptual, y trata a través de su cámara de transmitir una nueva manera de entender la fotografía de manera distante, fría, muy técnica. Nos propone, a través de su obra, su visión del mundo usando como medio los paisajes urbanizados y explotados de Estados Unidos, marcados y modelados por la mano del hombre.

Fue uno de los integrantes de la exposición que tuvo lugaren 1975 junto con otros jóvenes fotógrafos conceptuales, llamada New Topographics: Photographs of a Man- Altered Landscape , en la que se expuso la visión innovadora de esta nueva generación de artistas que dejaban de mirar la idealizada y romántica naturaleza para centrar su objetivo en la urbanización de nuestro mundo.

Los artistas que formaron esta exposición buscaron, como Baltz, despojar a la sociedad de todo posible embellecimiento para mostrar críticamente la realidad desmaquillada, sin pompa ni espectáculo, de la creación y destrucción humana del día a día.

Baltz se sirve de diferentes series de fotografías claras, objetivas, en las que retrata elementos cotidianos de la vida sin mostrar en ningún momento la figura humana: carteles, casas, calles, polígonos… Objetos inanimados, a veces rotos, o simplemente extensiones con basura, suburbios descuidados, que en muchos casos son una nítida crítica a la huella que el ser humano deja a su paso, sin respetar a la naturaleza sobre la que asienta e impone su voluntad y su poder.

Sus fotografías están en blanco y negro hasta 1989 ,año en el que se introduce en el mundo del color y continua con su idea de reflejar la condición de hombre contemporáneo desde el estudio y retrato de los medios de comunicación y la tecnología. Aunque desde una nueva perspectiva, sigue siendo el hombre que busca la la claridad sin imágenes impactantes ni conmovedoras, sino con honestos reflejos del mundo humano a través del objetivo, que llevan inevitablemente a una reflexión por parte del espectador sobre la condición humana y la interacción del hombre con la Tierra que habita.

Deja un comentario