Entrevista a Javier Sánchez Espinosa

-Ángel Iglesias Fernández-

El pasado 2 de noviembre, asistió a nuestro Mayor un antiguo colegial, Javier Sánchez Espinosa, Subdirector de Inclusión Social de Cruz Roja Española para ofrecernos en nuestro salón de actos una conferencia sobre uno de los hechos más actuales y complejos de la actualidad, los refugiados. Como no podía ser menos, la mayoría de los colegiales asistieron a la charla para concienciarnos y comprender lo mal que lo están pasando estas personas. También le hicimos una breve entrevistas sobre su paso por el Colegio y algunos aspectos de su vida profesional; aquí os la dejamos.

– ÁNGEL: Me han comentado que usted fue colegial del Europa, ¿como se siente al entrar una vez más al mayor?

– JAVIER: Yo estuve viviendo en estas paredes 9 años y la última vez que entré por esa puerta fue hace 20 años, con lo cual en este momento me siento emocionado -con lágrimas en los ojos- y sorprendido. Noto al colegio mucho más familiar y reconocible de lo que te puedes esperar después de 20 años, pero imagínate, en este salón de actos y en todo el colegio estuve 9 años, tengo los mejores amigos que los hice aquí, incluso diría que la época más importante de mi vida la hice aquí. Sentado en esta mesa y en este salón de actos se me van amontonando los buenos recuerdos y muy contento de estar aquí.

 – Á: Han pasado unos cuantos años desde que fue colegial, ¿como era antes la vida en el colegio y cómo describiría su paso por él?

– J: Mi paso muy intenso, yo me metí a tope en la vida del colegio, también por eso estuve 9 años -un poco más de lo que tenía que haber estado- y fui decano de actividades culturales, que se llamaba entonces. Fui jefe de estudios, estuve muy muy metido en la vida del colegio, lo disfruté al máximo y yo mirándolo con la distancia de 20 años, pues te diría que la parte más importante de mi desarrollo personal, donde conocí como era convivir con otra gente, intercambiar experiencias, conocer otras personas, incluso te ayuda a enfrentarte a situaciones que posteriormente te pasarían en la vida.

– Á: Usted es Subdirector de Inclusión Social de Cruz Roja Española, ¿cuál es su función exactamente en los programas de Cruz Roja y que aspecto destacaría de su trabajo?

– J: Yo coordino, en este momento, todos los programas que llevamos a cabo sobre migraciones en Cruz Roja en España, incluyendo el apoyo a personas refugiadas -parte más complicada y compleja- y lo que nosotros llamamos apoyo a personas en situación de extrema vulnerabilidad, que son personas sin hogar, afectadas gravemente por la crisis o por el modelo de sociedad impuesto. ¿Qué es lo que destacaría? Pues muchas horas de trabajo diario pero muy satisfactorio.

– Á: Las campañas puestas en marcha más recientemente, son las de “Desayunos y meriendas con corazón” y “Cruz Roja, con la infancia vulnerable”, ¿en qué consisten cada una de ellas y cueles son las metas a conseguir?

– J: La de “Desayunos y meriendas con corazón” es una campaña que hacemos con hipermercados Alcampo para recoger comida, fundamentalmente destinada a los menores, para poder complementar aquella alimentación de las familias que están en dificultades para que puedan garantizar el crecimiento de sus hijos y la de “Infancia vulnerable” va en la misma línea pero se basa en un estudio que hemos hecho a todos los menores atendidos, y lo que queremos destacar es que en este país, hay mucha gente que sigue en una exclusión muy profunda. Una es más material, ya que lo que buscamos es recoger comida y ayudar a las familias, y otra es más conceptual captando la atención de la gente para que vea que hay muchos ciudadanos en nuestro país que se están quedando fuera del desarrollo que pueda llevar el resto del país.

– En escasos dos meses llega la Navidad, época muy especial del año en la que la familia se junta para celebrar estas fechas y compartir momentos y regalos sobre todo entre los más pequeños, pero no todos los niños pueden recibir un juguete en esta época, ¿tiene Cruz Roja alguna campaña prevista para esas fechas, bien sea la recogida de juguetes?

– J: Si si, nosotros durante todo el año -fundamentalmente en Navidad- tenemos una campaña de recogida de juguetes que la complementamos también con una campaña de sensibilización para que de alguna forma peleemos para que en la sociedad los juguetes no sean sexistas o belicistas. Se buscan juguetes que ayuden al desarrollo del menor, entonces, es una campaña que llevamos todo el año. No solo colaboramos recogiendo juguetes usados, ya que mayoritariamente lo que pretenden es respetar la dignidad de la persona a la que atendemos, entonces creemos que cualquier niño tiene derecho a tener un juguete en condiciones, por tanto, lo que hacemos es colaborar con supermercados y grandes almacenes para conseguir juguetes nuevos y poder dárselos a las familias que lo necesitan.

– Á: La situación actual por la que está pasando España, sabemos que, no es la mejor, ya que la crisis afectó gravemente a la sociedad, especialmente a las clases más bajas, como consecuencia hay mucha gente que necesita nuestra ayuda, de qué manera podríamos ayudar los jóvenes del mayor y que tendríamos que hacer para unirnos a Cruz Roja Juventud.

– J: Pues hay varias formas, nosotros siempre que nos preguntan decimos que es un modo de vida, yo me fui a vivir varios años a África, pero digamos que no es necesario cambiar el modo de vida sino pararnos a pensar en nuestro día a día en las personas que no tienen la suerte de tener lo que nosotros tenemos y ver como nosotros podemos cambiar la sociedad para que todas las personas estemos incluidas en ella. Aparte de esto, podéis uniros a Cruz Roja como voluntarios o a Cruz Roja Juventud y decir que todas las manos son siempre bien recibidas.

– Á: El pasado año varios medios de comunicación se hicieron eco de una campaña, difundida por las redes sociales, que aseguraba que Cruz Roja gana dinero con las donaciones de sangre en Madrid, se publicó que la ONG obtendría 67€ de beneficio por cada bolsa de sangre. El pasado octubre, Carmen Martín, directora de Salud y Socorro de Cruz Roja hizo pública su versión. ¿Qué le parecen estas acusaciones? ¿Gana dinero cruz roja con las donaciones de ajenos? ¿De dónde sale entonces la cifra de 67€?

– J: En realidad la ley española prohíbe ganar dinero con las donaciones de sangra y los bancos de sangre, de hecho, aunque hubiese un mínimo de beneficio y se destinase a acciones sociales la ley no lo permite, así que es imposible que nosotros ganemos dinero con eso. Incluso si algún año al final de balance resulta que hay un beneficio, hay una obligación auditada todos los años que te exige que ese remanente que te haya podido sobrar del año anterior lo inviertas en el año siguiente, es decir, es imposible que ganes dinero. ¿De dónde viene? El proceso de recogida de sangre no consiste en el hecho de extraer sangre, sino de sensibilización de la sociedad, autobuses, médicos, sanitarios, medios de conservación especiales y todo eso -no Cruz Roja sino la Comunidad de Madrid- lo estima en un gasto de 67 euros por bolsa.

– Á: ¿Qué consecuencias ha tenido esta campaña en contra de la ONG? ¿Cree que ha empeorado la imagen de la ONG entre los jóvenes y como consecuencia habrá un descenso en el número de donaciones?

– J: A ver -afortunadamente- no está pasando, pero sí que es problemático que lo que sucede es que en algunos sitios llegaron a apedrear nuestros autobuses y en algunos sitios cuando hemos tenido que hacer alguna campaña de recogida de sangre no la hemos podido hacer, por lo tanto, la necesidad que hay en la comunidad de Madrid de recoger un determinado volumen de bolsas de sangre en algunos casos se nos ha dificultado. Nos importa mucho nuestra imagen, pero nos importa más que la sangre llegue a donde tiene que llegar.

– Á: Cambiado de tema, hoy vuelve al Europa para ofrecernos una conferencia sobre la actuación de Cruz Roja en la crisis de refugiados, ¿qué funciones desempeña su ONG y de que manera ayuda a los refugiados?

– J: En el caso de la crisis de los refugiados lo que pretendemos es atenderles en todas las áreas y las zonas donde lo necesiten. Nosotros estamos trabajando en Siria, Líbano, Grecia. apoyando todos los países que forman parte de esa línea migratoria hasta Alemania. En España también estamos trabajando, hemos multiplicado por seis el número de acogidas y seguimos ampliándolas.

– Á: Sabemos que Cruz Roja está ayudando a los refugiados en tierra, pero ¿tiene alguna presencia en las aguas del mediterráneo, que función desempeñan?

– J: Si, también. Desde hace seis meses colaboramos con una ONG en un barco, el de Cruz Roja Italiana con apoyo de MOAS para rescatar a las personas que lo necesitan en el Mediterráneo, muy dura y muy complicada situación.

– Á: Me imagino que habrá visto en algunas instituciones, carteles colgados con el lema “Refugees Welcome”, ¿qué opina al respecto?

– J: Me parece fantástico que haya ayuntamientos e instituciones que hayan dado un paso al frente concienciando a la sociedad de lo importante y necesario que es ayudar a estas personas y nosotros estamos trabando con la mayoría de ellos para que se concrete una ayuda real pero solamente colgar el cartel en el Ayuntamiento de Madrid, creemos que ha tenido una gran importancia, un paso hacia adelante magnífico.

 – Á: Finalmente, me gustaría saber ¿qué opina acerca de la postura de los principales partidos políticos en el tema refugiados y como acabar con esta lucha por la supervivencia?

– J: Pues a ver la verdad es que en España tenemos la suerte de que todos los partidos políticos -salvo los de extrema derecha- se han significado en acoger a los refugiados y en manifestarse a favor de que se acojan, yo creo que una postura en contra de ayudar a una persona que escapa de una situación de guerra es una postura egoísta y muy poco inteligente porque la sociedad  que queremos y debemos construir tiene que ser una sociedad abierta ya que si es una sociedad cerrada  será la que pague con as consecuencias. Aquí en España tenemos la suerte de no tener esas manifestaciones como en otros países que desgraciadamente se han visto, tenemos la suerte de ser una sociedad muy tolerante y que exige a su gobierno que el tema de las migraciones se trate con cierto respecto -me gustaría que se tratase con más respecto aun-.

 

 

Deja un comentario