Día Internacional De La Mujer

– Cristina Saseta-
Yo, soy mujer. Algo definido desde el nacimiento como característica

fisiológica, y no sociocultural, donde entra el género ( masculino o femenino)
La condición de ser mujer, ha traído cantidad de discriminación. Y así fue,
desde hace tiempo la sociedad ha catalogado a la mujer de diferente forma que
al hombre. Y nosotras, no hemos hecho otra cosa que trabajar, aunque fuera por
nuestra cuenta, desconectadas, aisladas hasta llegar a una situación injusta, que
es la que padecemos. Se ha sometido de manera uniforme a la mujer para que
las que todavía no se han parado a pensarlo, descubran cuántas somos, el valor
de lo que hacemos y el poder que tenemos. Como he dicho antes, el hecho de
‘nacer mujer’ ha implicado cantidad de dificultades dentro de la sociedad, tanto
a nivel profesional y laboral, como personal…etc. Y debería ser al revés. Tanto
la mujer como el hombre tienen cualidades distintas e importantes que les
hacen únicos en su especie, sin discriminación alguna. Y eso, no debería
suponer un problema. 8 de marzo. Un día cualquiera, pero no para nosotras.
Hora de ponerse un uniforme de igualdad social, cultural y personal. Hora de
demostrar lo que valemos. De sentirnos orgullosas de nosotras mismas, de
soñar, pero sobretodo de conseguir nuestro propósito. La igualdad. Uniforme de
trabajadora, de luchadora, de valiente. Uniforme de ‘Junta somos más, vamos a
luchar’.

Deja un comentario