Día del Libro y Sant Jordi: el llamamiento a la lectura

– Carlos Arroyo- Hoy día 23 de abril media España está decelebracion. Hoy es día de fiesta en localidades de Córdoba, Albacete, Vizcaya… También es fiesta en Murcia, donde se celebra el desfile del Bando de la Huerta, así como el día de Castilla y León, que tiene su eje en Villalar de los Comuneros, en Valladolid, donde los tres líderes comuneros Padilla, Bravo y Maldonado perdieron la vida tras la batalla de 1521.

Además hoy, los catalanes y aragoneses celebran el popular día de San Jorge (Sant Jordi en Cataluña), un día en el que es típico que los habitantes de estas regiones regalen rosas y libros a sus seres queridos, aprovechando que este día coincide con otra popular celebración: el Día Mundial del Libro, que se celebra cada 23 de abril, fecha en la que coincidió la muerte (aunque con inexactitudes) de varios de los escritores más famosos de la historia, primordialmente William Shakespeare y el complutense Miguel de Cervantes.

El día del Libro es sin duda una fecha singular, una fecha amada e incluso odiada por editores que saben de lo determinante en el posible éxito que este día tiene sobre alguno de sus lanzamientos, pero sin duda es una fecha para aprovechar y lanzar una invitación a todas las personas para que abran un libro y se introduzcan en otros mundos, en otras vidas, tanto si el lector es un lector experimentado que busca un nuevo libro en el que enfrascarse, como si es el primer ejemplar que lee en mucho tiempo.

No hay que perder la oportunidad de reivindicar los libros, porque es sinónimo de reivindicar la libertad. Varios políticos han puesto sus mensajes en las RRSS esta mañana con motivo del día del libro; Pablo Iglesias invitaba precisamente a buscar nuevos amigos en las estanterías y visitar las bibliotecas, y Pedro Sánchez ha felicitado el Día del Libro animando a los ciudadanos a «leer para conocer la historia, para comprender el pasado y el presente, para pensar en el futuro».

Ambos mensajes, fruto bien de la voluntad personal, bien del habitual bienquedismo político, tienen mucho que enseñar, y ojalá cada uno de nosotros los tomemos como consejo, pues no hay más bonito pórtico hacia la libertad que el conocimiento, y no hay mejor manera que llegar a él que a través de las tapas de un libro.

Lugares preciosos para leer y encontrar libros cerca de nuestro Colegio Mayor, y algunos de mis lugares preferidos de Madrid:

Librería Releer, Calle Blasco de Garay, 70. Libros de Segunda Mano en muy buen estado, la mayoría como sacados de la imprenta, en un ambiente especial y con un trato magnífico, recomendable ir porque sorprende el estado de los libros, el precio y la variedad.

Meta Librería, Calle Joaquín María López, 29. Librería muy variada, especializada en filosofía y con una gran oferta en libros de segunda mano, así como charlas, coloquios, talleres…

Terán Libros, Calle de Andrés Mellado, 63. Librería de barrio con buen trato, variedad y novedades editoriales.

Biblioteca Pública Municipal Conde Duque, Calle de Conde Duque, 9. Un espacio cultural increíble. Con el carnet gratuito de Bibliotecas de Madrid puedes sacar un montón de libros y leer una variedad de libros casi interminable. Recomendación personal.

Leer, leer, leer, vivir la vida

que otros soñaron.

Leer, leer, leer, el alma olvida

las cosas que pasaron.

Se quedan las que quedan, las ficciones,

las flores de la pluma,

las solas, las humanas creaciones,

el poso de la espuma.

Leer, leer, leer; ¿seré lectura

mañana también yo?

¿Seré mi creador, mi criatura,

seré lo que pasó?

Miguel de Unamuno

 

Deja un comentario