Cifuentes aumenta el gasto en hospitales privados mientras los públicos se caen a trozos

-Pablo Muñoz-

El Proyecto Oficial de Presupuestos de la Comunidad de Madrid parecía dar un respiro a los hospitales públicos madrileños cuando indicaba el aumento de gastos en atención hospitalaria. Pero solo era un espejismo, pues de los 29 centros bajo control del gobierno, 23 verán reducido su presupuesto para este año, aunque habrá dos que recibirán más recursos. Además, la mayor parte del dinero irá destinado a los hospitales privados.

Desde el año 2.002, las inversiones en la sanidad privada por parte del gobierno han aumentado en 700 millones de euros, siendo una cantidad nueve veces superior a la invertida en la sanidad pública, que se ha visto reducida en un 70% en el mismo periodo de tiempo. Los efectos de la crisis, unidos a la inversión en el sector privado, han provocado un gran deterioro en una gran cantidad de hospitales públicos en Madrid.

Y es que en los últimos días hemos visto varios accidentes en dichos hospitales, como el derrumbe del techo en el Hospital La Paz-que también pasó un día entero sin agua caliente- y el Gregorio Marañón, en la que en ambas habitaciones había pacientes y tuvieron que ser desalojados, sufriendo algunos heridas leves. En el hospital 12 de Octubre reventó una tubería de calefacción. En el hospital Universitario de La Princesa se incendió un cuadro eléctrico, obligando a poner en marcha generadores en quirófanos y UCIS e incluso se barajó la posibilidad de evacuar el centro.

En el Clínico se produjo una inundación el pasado verano, llegando a las habitaciones de los pacientes y, hace unas semanas, en pleno frío invernal, tanto pacientes como trabajadores se quejaban de un mal funcionamiento de la calefacción, y también aseguraban tener que ir con abrigos y jerséis en el centro. En el hospital Ramón y Cajal se produjeron también varios incidentes, como el hundimiento del techo de la UVI médica de los servicios de prevención o la ruptura de la conducción de agua antiincendios en dos ocasiones, inundando los vesturarios.

El sindicato CC.OO exige a Cristina Cifuentes una inversión de entre 200 y 250 millones de euros para solucionar el mal estado de la sanidad pública, que actualmente es algo superior a 45 millones de euros. El gobierno admite el mal estado de los hospitales y promete realizar reformas, aunque aún no las han concretado. También culpa al gobierno de Aguirre de la mala gestión de los hospitales.

Deja un comentario